Obispos de Costa Rica hacen llamado a la paz

En un mensaje publicado el pasado 28 de junio reflexionan con el fin de evitar normalizar los hechos de violencia en la sociedad.

“¡Paz! un grito que urge ser escuchado en Costa Rica”. Este es el título de un mensaje de los Obispos de la Conferencia Episcopal de Costa Rica (Cecor) publicado el pasado 28 de junio, en el marco de la solemnidad del martirio de San Pedro y San Pablo.

Dirigido al Pueblo de Dios y a todas las personas de buena voluntad reiteraron el “llamado a un genuino y efectivo compromiso de todos, ante la ola de violencia en nuestro país”.

“Como Iglesia, somos conscientes de la gravedad de esta problemática que dolorosamente tiende a extenderse en el tiempo y en muchas direcciones, por lo que nos unimos al empeño de buscar caminos de unidad y de paz para enfrentar tan compleja situación”, expresaron.

Manifestaron el dolor por la gran cantidad de homicidios que se vienen acumulando, “muchos de ellos tienen implicados a jóvenes, ligados al narcotráfico o a la delincuencia organizada. Se observa un agravamiento en la perversidad y capacidad organizativa con que se perpetran”.

Igualmente alertan sobre “una alta persistencia en los casos de violencia a lo interno de los hogares, donde mujeres, niños y adultos mayores son las principales víctimas. A esto se agrega la violencia en los centros educativos, lugares de trabajo, en las carreteras y otros muchos contextos”.

Aludieron a la cita bíblica del Génesis 4, 9: ¿Dónde está tu hermano?”, cuando Dios le preguntas a Caín por su hermano Abel.

Reflexionan que en la sociedad no se deben normalizar los hechos de violencia ni que tampoco el dolor por tanta violencia se reduzca a simples datos estadísticos.

“Creyentes y no creyentes deseamos condiciones sociales que nos permitan vivir dignamente y en libertad, vivir sin miedo”, expresaron los obispos.

“Instamos una vez más a los servidores públicos de todas las instituciones de la República, a no escatimar esfuerzos para asumir las medidas pertinentes y atender a profundidad esta urgente problemática”, indicaron.